,

Botiquín de invierno IV. Miniserie de Minientradas

Me encanta el verano en Bueu. Ya lo he dicho más veces, nuestro verano de días infinitos… pero, asumámoslo… en cualquier momento es navidad en el Corte Inglés. Yo ya estoy pensando en la campaña de navidad, y los alcaldes ya están preparando el alumbrado navideño. Tampoco lo voy a negar, me gusta la navidad, pero preferiría tener tres meses más de veranito, playa y piscina. Para ir terminando la miniserie de minientradas sobre los botiquines (aclaro que esta no será la última) hoy os presento la cuarta entrega con el Botiquín de Invierno. ¿Cómo preparamos nuestro botiquín de casa para estar preparados para este invierno? Vamos al lío.

Miniserie de minientradas sobre Botiquines.

  • Botiquín viajero. ¿Te vas de viaje y no sabes qué llevar? Aquí unos cuantos consejos para irte más tranquilo.
  • Botiquín de camping. Pocas cosas  noshacen desconectar más que irnos de camping. ¿Que tengo que llevar?
  • Botiquín playero. La playa es el recurso vacacional en nuestro país por excelencia. Te recomiendo un minibotiquín que nunca debe faltar en tu mochila de playa.
  • Botiquín de invierno. Prepara tu botiquín de casa para que los problemas invernales no te pille desprevenido.

Puntos básicos

Ubicación.

¿Dónde guardas los medicamentos en casa? Los medicamentos tienes que guardarse en lugar fresco y seco. Lugares sin cambios de temperatura bruscos y fuera del alcance de los niños. Muchísima gente los tiene en el baño y ese es posiblemente el peor sitio.  Ten los medicamentos bien guardados, de otra manera no se puede garantizar su eficacia y ¡aún peor! SU SEGURIDAD. Lo mejor es un cajón cerrado en una zona fresca y fuera del alcance los niños.

Caducidad.

Debemos revisar la caducidad de los medicamentos cada poco tiempo, al menos dos veces al año y un buen momento es antes de la temporada de resfriados.

  • No consumas medicamentos caducados. Parece una obviedad… pero mejor decirlo.
  • Apunta la fecha de apertura de los jarabes, cremas y pomadas. Hay una cosa que se llama rotuladores permanentes, yo siempre tengo uno en el bolsillo de la bata para apuntar cosas en las cajas de los medicamentos. La mayoría de estos medicamentos no deben consumirse después de 6 o 12 meses abiertos. Siempre lo pone en la caja.
  • No utilices medicamentos que tengan mal aspecto. Por ejemplo, si has guardado el antigripal en sobres en el baño y el polvo está compactado es posible que haya cogido humedad. O medicamentos en un blister que esté roto… Los medicamentos se emblistan en atmósferas protectoras. Así se garantiza su estabilidad hasta la fecha de caducidad.

Contenido del botiquín de invierno

En esta lista voy a poner algunos medicamentos. Los medicamentos deben usarse siempre con precaución, la mejor opción es siempre acudir a la farmacia o al médico antes de utilizarlos. En las farmacias sabemos aconsejarte qué medicamento utilizar y cómo hacerlo en tu caso concreto en función de tus circunstancias. También te derivaremos al médico si creemos que es necesario. TODOS LOS MEDICAMENTOS PUEDEN TENER EFECTOS SECUNDARIOS, CONTRAINDICACIONES O POSIBLES EFECTOS ADVERSOS. No los tomes a la ligera. Los medicamentos que nombro son buenas opciones en personas sanas, sin enfermedades crónicas u otros tratamientos. Recuerda, de nuevo, que en la farmacia más cercana encontrarás profesionales cualificados especialistas en medicamentos.

Básicos para curas y golpes

  • Gasas, suero y guantes estériles para limpiar una herida.
  • Apósitos y vendas. Yo te aconsejo las vendas cohesivas. Puede usarse incluso en animales porque solo se pegan sobre ellas mismas, son elásticas y no necesitas esparadrapos. La venda incluso permite inmovilizar una articulación en caso de una torcedura, etc.
  • Antiséptico desinfectante. Yo te recomiendo una clorhexidina en spray. No mancha, no huele y es un gran desinfectante. Además ayuda a la coagulación.
  • Una crema para heridas y otra para quemaduras. Los medicamentos deben indicarse para cada caso concreto, por eso no suelo recomendar medicamentos en el blog. Pero creo que en toda casa debe haber estos dos tipos de cremas, así que os dejo dos ejemplos.
    • Tisuderma crema. Un medicamento que combina una crema antiinflamatoria y antibiótica de indicación farmacéutica. Genial para heridas, rozaduras, etc…
    • RYM quemaduras. Evita la infección por quemaduras, disminuye el dolor y acelera la cicatrización.
  • Pack de tiritas variado. Te sacarán de más de un apuro.
  • Sistema de frio-calor. Son unas bolsas que se guardan en el congelador y permiten aplicar frío rápidamente. También pueden calentarse en el microondas para aplicar calor en casos como, por ejemplo, un dolor de espalda.

Problemas de salud más habituales en invierno.

  • Fiebre. Siempre está bien tener algún antitérmico. De elección siempre PARACETAMOL a no ser que algo lo desaconseje (por ejemplo problemas hepáticos u otras medicaciones). El paracetamol debe usarse en la dosis mínima eficaz. Probablemente con 500mg cada 8 horas sea suficiente (en adultos). Recuerda que la fiebre es la temperatura axilar de 38º o más. Una febrícula de menos de 38º no debe tratarse.
  • Dolor de garganta. Comprimidos para chupar con efecto calmante y antiséptico. Hay muchísimas marcas y opciones. Yo suelo recomendar BUCOMAX o una alternativa natural como ORALTABS.
  • Rinitis. Las rinitis son el problema de salud de las vías aéreas más habitual. Puede incluir estornudos, congestión, moqueo, goteo nasal… la forma de abordar este problema depende me muchos factores. Pero siempre se puede usar un sistema de lavado nasal con agua de mar. Despeja la nariz y mejora la sensación inmediatamente. Se puede usar en bebés, niños, adulto y ancianos, es seguro y eficaz. Hay muchas marcas, casi todas son iguales entre ellas. La más conocida es el Rhinomer. Te recomiendo el Rhinomer Fuerza 2, el fuerza uno se usa en niños pequeños y el Fuerza 3 tiene un chorro muy potente que puede ser desagradable.
  • Tos. Te recomiendo que no tengas nada en casa para la tos. La tos puede ser de varios tipos y tener diferentes orígenes… y cada una tiene un enfoque terapéutico diferente. Los medicamentos para la tos tienen muchas contraindicaciones, por ejemplo, un asmático no debe tomar dextrometorfano (que es el medicamento para la tos seca por excelencia) Por eso hay que ver cada caso. Como mucho puedes recurrir a un bucofaríngeo para calmar la garganta mientras vienes a la farmacia a que te veamos y decidamos qué hacer.
  • Moco. Te digo lo mismo que antes. Vente a la farmacia o vete al médico. Mientras tanto puedes hacer lavados nasales con un agua de mar.
  • Resfriado o gripe. Es decir, antigripales. Este punto da para una entrada entera. Si quieres tener un antigripal en casa te recomiendo:
    • Formato sobre. Son, en general, más completos que los de pastillas.
    • Basado en paracetamol. Evita, en principio, los basados en ácido acetil salicílico o los basados en ibuprofeno. Estos tienen muchas más contraindicaciones.
    • Que no tengan CAFEÍNA. ¿Por qué sumar un excitante? Los anti gripales con cafeína están desaconsejados en pacientes con hipertensión, cualquier tipo de problema cardíaco o con problemas de sueño.
    • Que no tengan antitusivo. Algunos antigripales traen un antitusivo, pero no siempre es buena idea frenar la tos. La tos es un mecanismo para gestionar el moco. Si hay moco y frenamos la tos podemos vernos en un lío grande a los pocos días.
    • La formulación básica es PARACETAMOL + ANTIHISTAMINICO + DESCONGESTIVO
    • ¿Quieres ejemplos? Termalgin gripe, Gelocatil Gripe Forte o Pharmagrip Forte… Y la forma de tomarlos es siempre igual: 1 sobre cada 8 horas en adultos.

Conclusión.

Puedes tener tu botiquín preparado para el invierno siguiendo estos pasos:

  • Pon tu botiquín en un lugar adecuado.
  • Repasa caducidades, fechas de apertura y el estado general de los medicamentos y renueva lo que necesites. Ningún producto debe estar abierto más de un año.
  • Ten los productos justos para atender los primeros momentos de una herida o torcedura.
  • Para problemas invernales es suficiente con: Paracetamol 500mg, Oraltabs, Rhinomer F2 y Pharmagrip Forte sobres.

El botiquín tiene que servirte para atender un problema sencillo de forma rápida. Si la cosa se complica tendrás que acudir a la farmacia o al médico, que para eso estamos.

 

 

 

Illa do Santo
, ,

Botiquín playero III. Miniserie de minientradas.

Seguimos con nuestra miniserie de botiquines con el botiquín playero. Antes de empezar os dejo el índice que voy actualizando a medida que voy haciendo las entradas para que nadie se pierda nada. ¡Vamos allá!

Miniserie de minientradas sobre Botiquines.

  • Botiquín viajero. ¿Te vas de viaje y no sabes qué llevar? Aquí unos cuantos consejos para irte más tranquilo.
  • Botiquín de camping. Pocas cosas  noshacen desconectar más que irnos de camping. ¿Que tengo que llevar?
  • Botiquín playero. La playa es el recurso vacacional en nuestro país por excelencia. Te recomiendo un minibotiquín que nunca debe faltar en tu mochila de playa.
  • Botiquín de invierno. Prepara tu botiquín de casa para que los problemas invernales no te pille desprevenido.

Illa do Santo

Mis veranos están asociados a la playa. Cuando era un niño mi familia tenía una casa a 50 metros de la arena. De adolescente me pasaba las tardes del verano con mis amigos saltando por las rocas o echando un partido en la orilla. Ahora cuando piso las piedras me duelen los pies y en la playa hay tanta gente que no se puede jugar a nada. Esta semana una señora me comentaba en la farmacia que su mes favorito es Septiembre, porque si el clima acompaña todavía hace calor, los días todavía son largos y hay una tranquilidad y un silencio en la playa que en Julio y Agosto son imposibles. Ahora mismo, a 16 de Septiembre tenemos 24 grados y la playa está llena de vecinos del pueblo… y eso que hoy está nublado.

De la playa sé unas cuantas cosas. Ya os digo que casi me crié en ella. Así que esta vez tiro de conocimiento empírico… ¿Qué no puede faltar en tu mochila de la playa?

El Botiquín playero. Los básicos.

Pensemos en el contexto… a la playa hay que llevar lo mínimo. Después de todo vamos un rato y nos volvemos a casa. Por eso voy a ser muy sencillo en esta entrada:

  • Agua. Sí… agua. A la playa hay que llevar agua SIEMPRE. O llevarla o tener cerca el chiringuito donde comprarla. Es fundamental porque nos sirve para mantenernos hidratados y también para limpiar una herida o corte. Incluso una picadura llena de arena hay que limpiarla y para eso necesitamos agua dulce.
  • Lápiz de amoníaco. Ya os lo he explicado alguna vez. El amoníaco aplicado rápidamente sobre una picadura descompone el veneno. Así que hace que la reacción inflamatoria será mucho menor. No tiene un efecto antiinflamatorio, ni contra el picor (algunos lápices de amoníaco tienen otros componentes como bisabolol que si actúa sobre el picor). El amoníaco descompone el veneno.
  • Una clorhexidina spray.  El spray de clorhexida es un “must have” en cualquier botiquín. Permite desinfectar un golpe, raspadura, corte… de la gravedad que sea.
  • Protector solar. Por supuesto, a la playa hay que llevar el protector solar. ¿Por qué? Te dejo aquí el enlace al post sobre la protección solar para que le eches un ojo.

Solo un par de detalles más.

  • Si te encuentras mal VETE. ¿Cuántas veces he visto gente sintiéndose mal en la playa? No es un buen sitio para encontrarse mal, tener un episodio de vómitos o diarreas. Si te encuentras mal VETE A TU CASA.
  • En los chiringuitos no tienen medicamentos. Y bajo ningún concepto pueden darte una aspirina o un paracetamol. Es una cuestión legal. Se les puede caer el pelo. Puede que tengan una venda o te ayuden a limpiar una herida, pero no pueden darte medicamentos, no se lo pidas, no les pongas en un aprieto.
  • Los socorristas están formados para aplicar primeros auxilios. Cuenta con ellos.
  • Estés donde estés (excepto en una isla pequeña, por ejemplo) habrá una farmacia cerca. Recuerda que siempre encuentras profesionales listo para ayudarte.

Quedan pocos días de playa, es una pena. ¡Pero espero que los que quedan los disfrutes al máximo!

Un saludo.

 

Adrián Acuña

, ,

Botiquín viajero I. Nueva miniserie de minientradas.

Botiquín viajero I. Introducción.

Con los rigores veraniegos llegan las ganas de viajar (¡y las de recibir viajeros!). Pero eso no es excusa para dejar de cuidarte. ¡Todo lo contrario! ¡Que nada arruine tus vacaciones! Hoy empezamos una miniserie de minientradas sobre el botiquín viajero.

Como siempre las miniseries de minientradas son un grupo de publicaciones cortas sobre un tema en concreto. Espero que os resulte útil para estos días de relax que tenemos por delante.

Antes de seguir os dejo el índice de la miniserie ¡para que nadie se pierda nada!

  • Botiquín viajero. ¿Te vas de viaje y no sabes qué llevar? Aquí unos cuantos consejos para irte más tranquilo.
  • Botiquín de camping. Pocas cosas  noshacen desconectar más que irnos de camping. ¿Que tengo que llevar?
  • Botiquín playero. La playa es el recurso vacacional en nuestro país por excelencia. Te recomiendo un minibotiquín que nunca debe faltar en tu mochila de playa.
  • Botiquín de invierno. Prepara tu botiquín de casa para que los problemas invernales no te pille desprevenido.

Hoy sencillamente empezamos con la introducción.

  • ¿Qué es un botiquín viajero?

    • Es una bolsa o una pequeña mochila en la llevamos los medicamentos y utensilios necesarios para brindar primeros auxilios en caso de una emergencia. Conviene incluir los medicamentos de uso habitual, la documentación de salud pertinente y también elementos de prevención en función del tipo de viaje como repelentes, protectores solares, etc. A mi me gusta incluir también un pequeño set de herramientas. Si, ya se que no es exactamente algo propio de un botiquín pero una pequeña herramienta multiusos con tenaza, pinza, destornillador… puede ser muy útil.
  • ¿Por qué hace falta un botiquín viajero?

    • Por tranquilidad. ¿Qué hay mejor que viajar tranquilo? Tener un botiquín adecuado hará que solo te preocupes de disfrutar de tu viaje. Un botiquín viajero bien pensado ocupará muy poco espacio, costará muy poco dinero y te sacará de mil apuros.
  • ¿Para qué sirve un botiquín viajero?

    • Para llevar los medicamentos y accesorios necesarios para afrontar una pequeña emergencia.
    • Para llevar la documentación de salud y los medicamentos de uso habitual.
    • Para tener los elementos de prevención siempre a mano.
  • El botiquín de viaje tendrá unos componentes u otros en función de:

    • Lugar de destino. No es lo mismo viajar por España que por el extranjero, ni es lo mismo ir a la montaña o la playa que a la ciudad.
    • Fecha y clima. Las necesidades son diferentes si vas a Nueva York en diciembre o a Galicia en julio.
    • Tiempo de estancia.
    • Edades y circunstancias de los viajeros. Personas con tratamientos crónicos, niños, ancianos, embarazadas…

Por eso voy a hacer varias entradas. ¡Poner toda la información en una sería una locura!

  • Ten en cuenta:

    • Lleva los medicamentos que necesites en su envase original y con sus prospectos. Eso permitirá a cualquiera identificarlos y leer la información básica si es necesario.
    • Lleva cantidad suficiente.
    • Si usas medicación habitual te recomiendo que:
      • Lleves un SPD. Una forma sencilla de llevar tu medicación preparada y ordenada por tomas. Es un servicio que se ofrece en muchísimas farmacias y es muy económico. Además los SPD siempre van acompañados de información que puede ser muy útil en caso de urgencia.
      • En cualquier caso lleva un informe médico y una hoja de medicación habitual. Por lo que pudiera pasar. Eso simplifica muchísimo el trabajo de los servicios de salud en caso de tener que ir al médico.
    • Lleva el botiquín más pequeño que puedas, para no complicarte. El objetivo del botiquín es cubrir las primeras actuaciones en caso de un problema, no se trata de llevar una farmacia entera.
    • Revisa caducidades y el estado de los medicamentos antes de salir. Muchas cremas, por ejemplo, caducan a los 6 o 12 meses de abiertas.
    • Pon toda la medicación junta, con la documentación y cualquier producto de cuidado. Mantenlo a mano pero inaccesible para los niños.

El botiquín viajero básico debe contener:

  • Tratamiento rápido de heridas y quemaduras.
    • Tijeras con punta bien afiladas.
    • Gasas, suero y guantes estériles para limpiar la herida.
    • Apósitos y vendas. Yo te aconsejo las vendas cohesivas. Puede usarse incluso en animales porque solo se pegan sobre ellas mismas, son elásticas y no necesitas esparadrapos.
    • Antiséptico desinfectante. Yo te recomiendo una clorhexidina. No mancha, no huele y es un gran desinfectante. Además ayuda a la coagulación.
    • Una crema para heridas y otra para quemaduras. No me gusta aconsejar medicamentos en el blog, sin embargo creo que estos dos elementos son imprescindibles. Los medicamentos no pueden usarse en todas las personas y hay que saber algunas cosas, pero como hoy quiero mojarme te recomiendo dos:
      • Tisuderma crema. Un medicamento que combina una crema antiinflamatoria y antibiótica de indicación farmacéutica. Genial para heridas, rozaduras, etc…
      • RYM quemaduras. Evita la infección por quemaduras, disminuye el dolor y acelera la cicatrización.
  • Inmovilización parcial.
    • Te recomiendo llevar una buena venda (cohesiva como he dicho antes) que te sirva tanto para mantener una herida presionada como para hacer una inmovilización parcial en caso de una torcedura o golpe. Recuerda que la función de los vendajes es limitar el movimiento pero no hay que apretarlos mucho.
  • Termómetro.
    • Siempre es buena idea poder ver la temperatura corporal.

 

Creo que con esto tendríamos suficiente como botiquín viajero básico. En las próximas entradas os comentaré algunas necesidades específicas en función de las circunstancias del viaje.

Viajar es uno de los mayores placeres de la vida. Hazlo con responsabilidad, prepara bien el viaje, lleva un buen botiquín viajero y disfruta todo lo que puedas.

Puedes darle a me gusta y compartir en tus redes sociales para echarme una mano. Espero que te haya resultado interesante. Un saludo.

Adrián Acuña